Balbino Prieto reclama una política fiscal más favorable a la internacionalización

Intervención del presidente del Club de Exportadores e Inversores en el foro Diálogos de Internacionalización

De izquierda a derecha, José María Triper (periodista de El Economista), Balbino Prieto, Maribel Núñez (de ABC) y Miguel Jiménez (de El País).


7 de julio de 2014

La reforma fiscal del Gobierno tampoco convence a los exportadores. Así lo ha confirmado el presidente del Club de Exportadores e Inversores Españoles, Balbino Prieto, que ha calificado la reforma de “excesivamente tímida” y ha denunciado que “se echan en falta deducciones fiscales de apoyo a la internacionalización, especialmente para las pequeñas y medianas empresas”.

Durante su intervención en el foro Diálogos de Internacionalización, organizado por MODE con el patrocinio de DHL y Solunion, Balbino Prieto se ha mostrado convencido de que durante el trámite que queda para que el proyecto de reforma fiscal se convierta en ley “se van a producir importantes transformaciones”, y ha apuntado que “las empresas exportadoras van a demandar al Ejecutivo que se introduzcan deducciones a las pymes por la contratación de expertos en comercio exterior y para el lanzamiento de nuevos productos”, medidas que, a su juicio, “ayudarían también a la creación de empleo”.

El presidente del Club de Exportadores e Inversores ha criticado también la “excesiva burocratización” de las ayudas públicas a la internacionalización, y en este contexto ha considerado “positivas” las medidas de apoyo financiero aprobadas en el último Consejo de Ministros, como las cédulas y bonos de internacionalización, aunque ha resaltado que el problema para las empresas españolas en el exterior “no es de falta de instrumentos, sino de falta de agilidad. Los mercados —ha añadido— se mueven con una gran agilidad, y si nosotros no nos adaptamos a las necesidades de nuestros clientes, perdemos muchas oportunidades de negocio”.

Balbino Prieto ha sido muy contundente al señalar que “a las empresas del Club nos indigna que los recursos públicos para la formación de los trabajadores se destinen a financiar organizaciones que no aportan nada”, en clara alusión a las centrales sindicales, por lo que ha demandado “medidas ejemplarizantes, porque de esta forma estamos perjudicando a la sociedad en su conjunto”.

Por otro lado, el presidente del Club de Exportadores e Inversores ha calificado de “lamentable” el caso de Gowex, considerándolo consecuencia de “la falta de controles que últimamente hay en este país”. Sin embargo, no se ha mostrado preocupado por su posible repercusión sobre la marca España y la imagen de las empresas tecnológicas españolas fuera de nuestras fronteras. “Ahora no beneficia, pero a medio plazo no pasará nada. La imagen de España está muy por encima de estas cosas”, ha matizado.

Diálogos de Internacionalización cuenta con el apoyo institucional de ICEX, Cámaras de Comercio, CEOE, Club de Exportadores e Inversores, Foro de Marcas Renombradas e IMEX.